¿Qué se creía de los continentes antes de Wegener?

Hace dos mil años

Las primeras noticias que se tienen acerca de las ideas del hombres sobre su papel en el Universo proceden de China. EL motivo no es otro que su situación geográfica en una región donde los movimientos sísmicos son comunes, además de que poseían un conocimiento correcto del comportamiento y composición de la Tierra. Algunas de las ideas más antiguas concebían los terremotos como resultado de un balance de fuerzas entre el Yin y el Yang; las sacudidas sísmicas ocurrirían cuando el Yang fuese vencido por el Yin.

Estos conceptos primitivos dieron lugar a lo que podríamos denominar la teoría “neumática” de los terremotos, desarrollada de forma bastante independiente pero casi con las mismas formulaciones en las civilizaciones mediterráneas de la época, hace más de dos mil años.

Ideas griegas

Otras antiguas ideas griegas sugerían que los terremotos se producían por explosiones o intrusiones bruscas de agua a través de los huecos del interior de la Tierra, o por el contrario, debido al secado de grandes masas de rocas previamente saturadas de agua que provocaba la caída de enormes bloques en el interior de profundas cavernas. Estas ideas pueden parecer un poco infantiles comparadas con los conocimientos modernos, pero no se debe olvidar que los antiguos pensadores que las formularon no poseían la información actual y que sus ideas constituyeron un serio intento de estudiar la estructura de la Tierra a partir de los más avanzados conocimientos existentes en aquella época. De todos modos las inexactitudes de aquellas teorías evidencian la necesidad de tener una concepción global de la Tierra para poder explicar los distintos fenómenos.

El siglo de los viajeros

El desarrollo de las teorías acerca de la constitución y el funcionamiento de la Tierra está estrechamente ligado a la historia de la exploración de la Tierra. Dejando aparte los conocimientos adquiridos por los exploradores nórdicos (y por sus posibles predecesores en las rutas marítimas al Nuevo Mundo) la historia de los grandes descubrimientos empieza realmente en el s. XV, con las exploraciones europeas de las hasta entonces desconocidas rutas náuticas hacia el oeste y hacia el sur. Cristóbal Colón, el más famoso de los grandes descubridores, debe su fama a la verdadera distribución de los continentes, distinta a como él la imaginaba.

Importa el tamaño de la Tierra?

Unos 230 años antes de Jesucristo, Eratóstenes de Cirene calculó la circunferencia de la Tierra y obtuvo una cifra próxima a la verdadera -unos 40.000 Km.- haciendo sus cálculos al medir la longitud de la sombra proyectada por una vara vertical en Alejandría, al atardecer del día de solsticio de verano, cuando según él el Sol estaba exactamente encima de Siena, en el Alto Nilo (hoy Asuán).  Las mediciones de Eratóstenes mostraron que la circunferencia de la Tierra eran aproximadamente unas cincuenta veces la distancia entre ambas ciudades. Los astrónomos actuales podrán encontrar errores en casi todos los cálculos realizados por Erastóstenes pero los resultados finales no distarán mucho de los actuales.

Algunos cálculos ulteriores acerca del tamaño de la Tierra no fueron tan acertados. El cálculo de la circunferencia terrestre mencionado por Ptolomeo en sus escritos y aceptado por casi como un dogma durante 1.500 años sólo equivalía a 4/5 partes -unos 33.000 Km- del valor verdadero. La obra geográfica de Ptolomeo no fue traducida al latín hasta principios del siglo XV. Con la adición a esta obra de nuevas informaciones obtenidas gracias a los viajes de Marco Polo y modificando algunos datos de manera que se ajustasen más a sus propias creencias, Colón se autoconvenció -aunque pocos le creerían en su tiempo- de que podían alcanzarse los  territorios del Lejano Oriente saliendo de Europa, por mar, en dirección contraria, es decir, hacia occidente.

Según Ptolomeo, la distancia entre Portugal y el extremo más alejado de Asia era de unos 16.500 Km, cifra que era 1,5 veces más grande que la real. Añadiendo China y Japón a los límites de la geografía de Ptolomeo, se obtenía una cifra de 4.780 Km que aumentaba en dos tercios el tamaño de la Tierra tal y como la concebía Ptolomeo. 

cosmographia-claudio-ptolomeo-www.sjarre.com.ar-

Colón aún afinó más las cifras haciendo uso de los cálculos de otro astrónomo, Alfragenus o Alfrageno, un musulmán del siglo IX, lo que le permitió corregir y rebajar no menos de 30.000 Km el valor de la circunferencia  terrestre generalmente aceptado como bueno desde los tiempos de Ptolomeo. Colón no fue el primero – ni tampoco el último- en saber escoger las informaciones más precisas de entre todos los datos existentes.

Cuando acabó la refundición de todos los datos, Colón creyó haber demostrado que Japón se encontraba sólo a 4.300 Km al oeste de las Islas Canarias, es decir, en la latitud donde actualmente está Cuba. Aunque Colón difícilmente habría finalizado con éxito un viaje de 19.000 Km -distancia real entre Europa y el Extremo Oriente por la ruta occidental- lo cierto es que sus errores, su insistencia y su intrepidez, hicieron posible el descubrimiento de América. Hasta el día de su muerte, ocurrida en 1506, Colón creyó no sólo haber descubierto la ruta occidental a Asia sino incluso haber alcanzado la desembocadura del Ganges en su cuarto y último viaje. Pero muy pronto esta idea se desechó frente a la evidencia del descubrimiento de un Nuevo Mundo.

350 años después, se colocan todos los continentes

El primer mapa en que las tierras recién descubiertas aparecían bajo el nombre de América (o también Continente Austral o del Sur) y separadas de Asia por un gran océano fue dibujado en 1507 por un alsaciano, un tal Martin Waldseemueller. Trescientos cincuenta años después y gracias al trabajo de navegantes y exploradores, ya se conocía la localización precisa de los restantes continentes, incluyendo la Antártida . Con el avance de los conocimientos geográficos empezaron a surgir nuevas especulaciones sobre temas geológicos y geofísicos, lo cual constituyó la plataforma de lanzamiento de la moderna teoría de la Tectónica de Placas.

Comentarios desactivados en ¿Qué se creía de los continentes antes de Wegener?

Archivado bajo Antecedentes, Contienentes, Geología, Radio Tierra, Wegener

Los comentarios están cerrados.