Los dinosaurios llegan a Faunia | EL PAÍS

Una exposición de 18 figuras recrea los movimientos y sonidos de estos animales prehistóricos

La muestra se mantiene hasta el 30 de septiembre

“¡Da mucho horror, mamá!” No alcanza a levantar un metro del suelo, pero Paloma es muy consciente de lo temibles que fueron los dinosaurios. Hace 200 millones de años que se extinguieron, peroFaunia los ha devuelto a la vida con Experiencia Dinosaurios, una exposición de 18 piezas de tamaño natural.

El parque temático madrileño, que alberga más de 4.000 animales y 500 especies diferentes, inauguró el 15 de marzo una muestra que busca enseñar de cerca las circunstancias naturales que rodearon a estos animales prehistóricos a través de réplicas robotizadas con sonido y movimientos. “Se trata de concienciar a los niños acerca de la extinción de la especie y también darla a conocer, ya que convivieron con algunos animales del parque, como los cocodrilos o las arapaimas”, explica una portavoz de Faunia.

Carteles educativos, un arenero donde los más pequeños pueden buscar restos arqueológicos y un nido con crías de dinosaurios recién salidas del cascarón contribuyen a concienciar a niños de 3 a 14 años sobre la importancia de cuidar el ecosistema y conservar las especies más amenazadas a través de aquellos grandes reptiles extintos por causas naturales.

Los dinosaurios, pertenecientes a los periodos Jurásico y Cretácico, acechan desde ambos lados de un camino rodeado de vegetación, tan cerca que permite a los visitantes tocarlos y hacerse fotos con ellos. Lejos de asustarse, los niños les tiran de la lengua o de la cola e intentan por todos los medios subirse encima. Hacemos una rápida encuesta entre los más pequeños y por ellos sabemos que el que causa más temor es el Velociraptor y los que dejan más boquiabiertos son el Diplodocus con sus 27 metros de longitud, y el Alosaurio, que desprende llamaradas de fuego.

Echan de menos el enorme Tiranosaurio Rex, que se encuentra en la entrada principal del parque para que los visitantes se fotografíen con él al llegar. Para Mario y Raúl, dos amigos de 7 y 5 años, el mejor de todos es el Espinosaurio. “Tiene una cresta de colores”, explican.

A pocos metros, Paloma explica con solemnidad a sus padres: “Los que van a cuatro patas son herbívoros y los que van de pie, comen carne”. La exposición está integrada dentro del parque, estará abierta hasta el 30 de septiembre y la entrada es gratuita para el público que visite Faunia.

Los dinosaurios llegan a Faunia | Madrid | EL PAÍS.

Comentarios desactivados en Los dinosaurios llegan a Faunia | EL PAÍS

Archivado bajo Dinosaurios, Paleontología

Los comentarios están cerrados.